sábado, 16 de agosto de 2008

Detrás del espejo

Uno de los momentos más emocionantes que se vivieron en la Televisión durante el conflicto por las retenciones fue la aparición de Luis D´Elia en "A dos Voces", no me acuerdo con muchos detalles como se dio la discusión (la pueden ver acá) pero lo que sí recuerdo es que después de la charla Bonelli y Silvestre hicieron una defensa de los medios de comunicación en Argentina por su diversidad y Bonelli en particular dijo que los medios son simplemente un reflejo de la realidad. Como no tengo intención de meterme en cuestiones filosóficas sobre qué es la realidad supongamos que hay una realidad universal y única independiente de cada observador. En ese caso para la prensa escrita ya de entrada sería imposible reflejar la realidad porque desde el momento en que un periodista usa una palabra determinada para escribir su crónica ya está impregnando lo objetivo con su subjetividad.

En los noticieros televisivos en cambio pareciera que la ilusión de reflejar la realidad se hace más alcanzable, al fin y al cabo el sonido y la luz que llegan desde el lugar de los hechos son reproducidos con bastante fidelidad por los televisores, pero aún así es evidente que hay innumerables factores que le agregan subjetividad a los hechos.

En primer lugar sería imposible abarcar todo lo que ocurre sin clasificar su importancia, más que un noticiero me imagino una habitación con miles y miles de pantallas mostrando en vivo qué pasa en cada esquina del país. Por lo tanto la primera subjetividad que se me ocurre de los noticieros es la elección de los hechos a cubrir, y relacionado con esto de la elección la posibilidad de cubrirlos, porque lo que no puede ser mostrado pierde importancia relativa.

Por otro lado los noticieros son dirigidos en un estudio por conductores que tienen en su oído "cucarachas" con las que reciben indicaciones que los ayudan a darle un orden a la realidad. De esta forma aparece una segunda barrera importante de subjetividad que está dada por los directores del noticiero y que hacen una segunda selección de lo que les llega de las calles. Sin mencionar el hecho de que cuando hay tiempo las noticias son editadas en el mejor de los casos sin malas intenciones para lograr un formato compatible con los tiempos tiranos de la TV.

Luego el conductor del noticiero no solo como ejecutor del orden del programa agrega su granito de arena, sino que por el solo hecho de la inflexión de la voz, sus gestos faciales y las palabras que utiliza hace su aporte.

Finalmente la cuarta forma importante de subjetividad está dada por la posibilidad de agregar texto a las imágenes de la realidad, algo cada vez más usual, y paradójicamente una especie de vuelta a la prensa escrita pero en un formato SMS.

Todo lo anterior está relacionado con la cobertura de "la realidad", es evidente que en cuanto a opiniones y editoriales hay tantas posibles como personas dispuestas a dar su punto de vista de los hechos. En este aspecto creo que lo importante sería que el espectador tuviera la posibilidad de escuchar la mayor cantidad de puntos de vista distintos. Así como en el Congreso la idea es que se expresen la mayor cantidad de voces sería deseable que el mismo criterio democrático se aplicara al espectro radioeléctrico.

En fin, probablemente no fuera necesario aclarar estas cosas, pero tenía ganas de mencionarlas porque ayer, en el mismo canal en que Bonelli afirmó que los medios son reflejos de la realidad se emitió el primer programa del año de "Tiene la Palabra" con un reportaje a Alfredo De Angelis. El programa consiste básicamente en hacerle preguntas a personajes famosos, aunque normalmente eran figuras artísticas. Cuando vi la propaganda prejuzgué al canal y asumí que iba a ser un programa de apuntalamiento mediático de su figura, y ya me indignaba por anticipado, pero debo decir que me sorprendí mucho por las preguntas que le hicieron. Salieron a la luz grandes contradicciones, por ejemplo cuando comparaban sus métodos con los de "la izquierda más furibunda" pero al mismo tiempo le sentaba bien su relación con la SRA o cuando le preguntaban qué debería hacer un trabajador que paga ganancias teniendo en cuenta la respuesta de los sectores afectados por las retenciones móviles, o cual había sido el resultado concreto de la derogación de la 125, etc.

El pensamiento que me vino fue por qué ahora? No digo que entrevistaran a De Angelis en medio del conflicto, porque probablemente se hubiera negado por ir en contra de su estrategia, pero no hacía falta preguntarle a él directamente ciertas cuestiones para darse cuenta lo contradictorio de muchas de sus acciones y palabras, por qué no se vio a panelistas como los que estuvieron ayer en "Tiene la Palabra" opinando sobre el tema?. Al final del programa le hacen una pregunta al público (generalmente relacionado con carreras de comunicación) que esta vez preguntaba si De Angelis era un líder pasajero o con futuro, y el 66% dijo que era pasajero. La verdad no tiene casi ninguna importancia la opinión de menos de cien personas, salvo por el hecho de que esa opinión la están viendo otras miles de personas, así como una asamblea en Gualeguaychú expresa la opinión de cientos o miles de personas allá pero le llega a millones en todo el país. La cuestión es, durante el conflicto, hubiera sido posible hacer una encuesta de ese estilo y difundir un resultado así? Para seguir con la analogía de Bonelli, ayer me dio la impresión de que finalmente cuando lo que hay detrás del espejo está bien seguro se puede permitir girarlo un poquito y mostrar otras cosas.

10 comentarios:

Néstor Sbariggi dijo...

No miré el programa porque ya al Melli no lo puedo ver ni en pantalla completa ni partida pero por lo que decís estuvo bueno y por fin lo ponen en contradicción. Quizás se deba a la estructura del programa en donde van panelistas que no son fijos y también participa el público que generalmente son estudiantes de comunicación que no tienen compromiso alguno con el medio.

En cuanto a De Angeli está por pegar el salto a la política entonces ya lo que diga puede ser cuestionable. Es algo que merece estudio por que lo que dicen las corporaciones no se cuestiona de la misma forma que lo que dicen los políticos. Al fin y al cabo son opiniones que reflejan intereses sectoriales y no "lo que hay que hacer".

Hay un razonamiento corporativo que seún el cual la Secretaría de Agricultura habría que darsela al Melli, el Mecon a De Mendiguren,
el Min. De Trabajo a Barrionuevo, Seguridad a Blumberg.

Y no lo van a forzar a la contradicción justamente cuando el grupo bancaba la protesta rural y la encarnación de esta en alguien común, con sentido común justamente lo que se busca ante cualquier conflicto qe afecta intereses: construir a un referente que invite a la identificación y la simpatía de la gente.

Saludos, gracias por ponerme en el blogroll.

Belanix dijo...

ahora. Si algunos dicen "la historia la escriben los que ganan". Y otros retrucan "entonces hay otra historia que no se cuenta". ¿Por qué no puede existir otra realidad a la que cuentan los medios? [eso sin pensar que los medios son una fuente histórica]

vi la entrevista al Melli: parecia un pivot de la NBA de teflon, no se jugó por nada.
saludos

uno dijo...

Néstor, debe pasar por el tema de que se lo ve cerca de la política ahora al melli. Y es muy curioso lo que comentás, pareciera que en efecto las corporaciones tienen una reserva moral que los políticos no tienen. Antes eran las fuerzas armadas, ahora será "el campo" nomás.
Con el tema de darle cargos a las corporaciones muchas veces durante el conflicto pensaban, que lindo sería que le expliquen a "la gente" qué es un gobierno corporativo y en qué experiencias históricas se utilizó, y como es contrario a las democracias occidentales a las que tanto aspiramos acercarnos.
Y sí, durante la protesta De Angelis fue un gran creador de sentido común, por eso se le perdonaba que no fuera coherente pero también se lo cuidaba excesivamente para que no se notaran esas contradicciones. En ese sentido el que puso las justificaciones más elaboradas fue Buzzi, con cosas como eso de que la SRA ya no es la oligarquía o "no nos une el amor sino el espanto" que está bien para resumir el tema pero es insuficiente para explicar la alianza que formó, etc
Con lo de la lista de blogs, gracias a usted por agregarme! No creo que yo le aporte muchos lectores, jejej

Belanix, ese tema da para muchísimo. Una vez hablaba con un amigo que estudia historia y en un momento me dijo que la historia no es más que un relato, de ahi que pueda haber muchas historias. Creo que con la realidad es parecido el tema, lo jodido me parece que es caer en relativismos que nieguen hechos objetivos (tipico ejemplo: el holocausto) pero no tengo dudas que la a la realidad también se la construye, al menos para darle más importancia a algunos hechos que a otros, y los medios tienen un papel central en eso.

Saludos!

uno dijo...

Ah, por cierto, yo al melli no quería ni verlo tampoco, pero me parecía muy autoritario de mi parte cambiarle de canal a mi vieja, jajaj, asi que me enyoguisé preparado para soportar una hora de tortura, pero por suerte me sorprendieron gratamente las preguntas de los panelistas y también de los conductores.

nanolefou dijo...

Bueno: ¿No será que en el fondo, para Clarín, De Angelis no es tan confiable ni es tan correcto ni es tan "el campo" ni es tan gente como un Miguens o un Llambías?

Bah, no vi el reportaje. Yo lo conocí a De Angelis, de casualidad, cuando era un ambientalista en el Río Uruguay. Me pareció un buen tipo un poco desequilibrado. Por cierto que me parece que en todo esto fue el forro: úselo y tírelo. Bueno, descartable, como lo fue Blumberg.

uno dijo...

Puede ser Nanolefou, pero la verdad yo no lo imaginaba así, en todo caso me da la impresión de que él era muy consciente de su papel en el conflicto y que tiene cierta cintura para aprovechar el lugar que se ganó como generador de un sentido común como dice Néstor. Es más, creo que es un poco actuada su forma campechana de ser. Tal vez no sea así, volviendo al programa del Viernes pasado uno de los panelistas que le pegó más duro (no se quien era) le dijo al final del programa que le parecía una persona transparante, que se mostraba como es, ahí es donde yo tengo mis dudas. Veremos que nos dice el futuro.

MONA dijo...

Hola:
leí esto en la web... y me parece muy interesante...
Los invito a pasar por mi blog...
Suerte!!!

Los hombres del campo no tienen cabeza y son inútiles para pensar semejante organización para este triste lock out. Es sólo considerar que si no llegaban las multinacionales con los arriendos ni se le ocurriría lo de la soja y ya estarían muertos de hambre otra vez.

Los agoreros de los noventa, gorilas neoliberales, definitivamente no les interesa el país. Con el verso de quedar descolgado del mundo, del estancamiento, de enfriar la economia cuando siempre reclamaron crecimiento y la impiedad en cada uno de sus actos nos han hecho demasiado daño. Dividieron el pais en ricos riquísimos y pobres pobrísimos. Y siguen con el verso nefasto de las maldades del plan trabajar, como si los de fuerte apache hubiesen estafado a este país en sumas millonarias ,y Maria Julia, carlitos Saul, Adelina, Crotto de la Sociedad Rural ( y agreguele siniestros a la lista), indemnes y brillantes proceres del primer mundo. Polarizaron tanto que encedieron el odio, la revancha…

uno dijo...

Gracias por pasar Mona, voy a visitar tu Blog.
Saludos!

Enrique Martín dijo...

Si Bonelli fuera, digamos, por lo menos un analfabeto funcional y no se atragantara con cuanta a ese anda por ahí, quizás tendría tiempo para saber que la teoría del "espejo de la realidad" no se enseña en las carreras universitarias de periodismo de ningún país del mundo desde mediados de los 70. Ya en esa década comenzó a hablarse de la teoría de la "construcción de la realidad". De todos modos, si Bonelli supiera de estas cosas, igual seguiría mientiendo. Le pagan demasiado (de adentro y de afuera como Longobardi y cia) como para detenerse en minucias "teóricas". Primero está la caja, dijo Miguens. Y muchos millones asintieron.

uno dijo...

Y, Bonelli es una de las caras visibles más importante del gupo Clarín, el día de la entrevista con D´Elia y el siguiente en disintos programas de TN y canal 13 salió en defensa del honor del grupo. Queda claro que no puede decir que Clarín era parte en el conflicto, pero tampoco subestimar tanto a la audiencia con eso del espejo de la realidad, a mi me resultó demasiado, y eso que para lo que es TN su programa me parece de los más interesantes, Nelson Castro no hubiera invitado a D´Elia a su programa creo.